En las últimas semanas la madre de Andrea Janeiro no está teniendo mucha suerte, cuando mejor creía que iba a estar porque se reincorporaba al plató, se entera de que una oleada de problemas le acechaba para hundirla.

Desde que Belén supiera los tejemanejes de su ex representante Toño, su vínculo quedó totalmente roto tanto en lo profesional como en lo personal. La ex gran hermana incluso inició un procedimiento en los Juzgados contra él, saliendo victoriosa del asunto. Sanchís incluso puso en subasta su casa por falta de fondos para pagar el montante que le reclamaba Belén, quién finalmente se quedó con la vivienda y la publicitó en una revista.

Ahora, Toño ha urdido un plan para que la madrileña tome un poco de su propia medicina y la ha llevado ante la justicia, y así lo ha comunicado en sus redes sociales, aunque aún desconocemos los pormenores del asunto.

Son tiempos duros para la mujer de Miguel quien, estaba pletórica por volver a ser parte de Sálvame tras más de cien días teletrabajando desde su morada. Ella quiso regresar por todo lo alto en Sábado Deluxe, sin embargo acabó escaldada y se fue a casa entre lágrimas.

Jorge y ella se enzarzaban en un rifirrafe por sus discordancias políticas, tras comentar la de Paracuellos del Jarama su opinión sobre la nefasta labor del Gobierno en la crisis sanitaria por el Covid 19. Llegó a tal magnitud el enfado de ambos que se rumorea que, ella estaría barajando la opción de dejar la televisión.

Jorge Javier y Belén Esteban
Fuente: Telecinco

Por si fuera poco, el padre de su hija y su mujer, estaban hace unos días atrás, en todas las portadas del corazón. Esta vez eran noticia por, aparecer en el velatorio de un familiar del diestro, en concreto el hijo de Laly Bazán, quien murió de forma inesperada.

A Belén sólo le queda refugiarse en su familia para superar este duro trago, y afrontar los problemas que le vienen en el futuro.