Durante el presente año, la figura de Rocío Carrasco como madre ha quedado en más de una ocasión puesta en duda, y aunque otros rostros famosos han salido a defenderla, se trataba de intervenciones esporádicas, por lo que las voces en su contra pesaban más que aquellos que la apoyaban públicamente.

Por ello, Terelu Campos que es muy amiga de la empresaria, ha tomado la decisión de dar un paso al frente y hablar sobre el tema, pues comenzaba a sentir cierto pesar de ver la situación por la que atravesaba la hija de Rocío Jurado.

El dardo envenenado de Terelu Campos

terelu
Fuente: Semana

En concreto, la hija mayor de Teresa Campos quiso aclarar los problemas que habían llevado a Rociíto a no tener contacto con su hijo menor, David Flores Carrasco, un adolescente con una discapacidad al que no visita ni telefonea desde hace varios años al parecer.

Al igual que mantuvo Carmen Borrego, Terelu también se ha posicionado del lado de aquellos que consideran que la separación con su hijo es fruto de la intervención de Antonio David Flores, y es que ha explicado que cuando era el día del enlace de Fidel Albiac y la hija de Pedro Carrasco, el ex guardia civil no llevó a David a la ceremonia y nunca más volvió a verlo.

De esta manera, tirando balones fuera del tejado de la sobrina de Amador Mohedano ha sido como la familia Campos ha tratado de defender las decisiones de su allegada, pues a su parecer todo es por culpa del progenitor del chico.

No obstante, Kiko Matamoros salió en defensa de Antonio David, y comentó que las cosas sucedieron de forma muy diferente a como han relatado, pues fue el propio David Flores quién en 2016 dijo que no quería acudir a la boda por estar enfadado con Rocío, pues unos días antes ésta se había olvidado de recogerlo en la escuela y como no le contestaba al teléfono tuvo que llamar a su padre para que lo recogiera.

kiko matamoros
Fuente: Telecinco

Estas versiones encontradas no hacen más que dejar claro una cosa, Rocío Carrasco Mohedano lleva años alejada de sus dos hijos, a quienes ni siquiera llama en sus cumpleaños o en navidad, así que algo grave debió ocurrir.