La hija mayor de Antonio David Flores está pasando por uno de los momentos más especiales de su vida, y es que la joven malagueña está muy contenta de haberse independizado junto a su pareja desde hace más de 4 años, Manuel Bedmar, y estar viviendo toda una nueva etapa llena de emociones.

Meses atrás, durante su paso por Supervivientes la influencer solicitó a su madre un encuentro para hablar, ya que levaban desde el año 2012 sin tener ningún contacto, pero sus intentos fueron infructíferos por lo que todo parece indicar que ha pasado página y ese capítulo ya lo ha cerrado por completo.

El dardo envenenado de Rocío Flores a su madre

Ver esta publicación en Instagram

Nueva etapa , de tu mano siempre ♣️💫

Una publicación compartida de Rocio Flores (@rotrece) el

Ha sido a través de una de sus redes sociales, dónde la nieta mayor de la difunta Rocío Jurado mandaba un mensaje envenenado a su progenitora, Rocío Carrasco, quién fuera la primera mujer del ex guardia civil y ahora tertuliano de Sálvame.

A través de una conexión en directo, Rocío y Manuel mostraban el nuevo color de pelo de éste, que se ha atrevido a cambiar del rubio platino a un color más azulado, que le favorece mucho y que fue escogido por Flores como idea para esta renovación de estilismo.

Tras ello, comenzaban unas rondas de preguntas para que los followers de la joven que acaba de cumplir 24 años la conozcan más en profundidad, y entre todas destacaba una por encima de todas, ya que Bedmar le preguntaba lo siguiente:

¿Qué tipo de personas no te gustan o no congenias nada?.

Rocío sin titubear nada se dispuso a contestar, y sus palabras salieron de lo más profundo de su corazón, pues comentó:

Las personas que son falsas, mienten o tienen doble cara no son de mi agrado, trato de no tener a esa gente a mi al rededor, no aportan nada, restan.

Por ello, ya se está especulando con que se trata de una indirecta a la mujer de Fidel Albiac, pues la hermana de David Flores ya ha dejado entrever en alguna ocasión que su madre habría mentido en el juicio que tuvieron cuando ella era menor de edad, y que si ahora había pedido hablar con su madre era por su hermano que tiene necesidades especiales, y no por ella.