Durante los más de 20 años que Belén Esteban lleva trabajando en televisión, la blonda ha compartido la mayoría de vivencias importantes que sucedían en su vida, incluso más de una vez contaba anécdotas del día a día, pero hace menos de una semana nadie esperaba oír lo que tenía que comentar.

Por lo general Belén aunque sabe que tiene algunos dogmas clásicos, se considera una persona bastante abierta de mente para ciertos temas, pero quiso compartir algo con lo que no estaba de acuerdo desde muy joven.

El vínculo que entristece a Belén Esteban

esteban
Fuente: Mediaset

Mientras en Sálvame sus compañeros estaban parlamentando a cerca de cuantas formas de machismo tenemos tan intrínsecas en nuestra educación o forma de comportarnos que quizás no somos ni conscientes de ello, la madre de Andrea Janeiro quiso intervenir.

La Princesa del Pueblo quiso compartir que, aunque hasta ahora no lo había contado por temor a que la gente se hiciera una idea equivocada sobre su padre, en su casa habían algunas normas que seguir que se correspondían con pequeñas manifestaciones del machismo, como por ejemplo el tener que esperarlo para comer o cenar por muy tarde que regresara o tener él la última palabra en las decisiones de gran calado.

Así mismo, Esteban contó que revelarse contra estas cosas le supuso en más de una ocasión la reprimenda de sus padres, y que aunque siempre los ha adorado y en ese momento era lo normal de todas las casas, eso no quería decir que a ella le pareciera bien.

Si unimos esto a la reciente información que ha salido sobre su padre, a figura de su progenitor ha quedado muy maltrecha, pues Francisco Esteban Menéndez dijo:

Cuando éramos pequeños se ausentó durante un tiempo, nos abandonó.

belen esteban
Fuente: Telecinco

La mujer de Miguel Marcos se ha pasado durante toda su vida como rostro conocido tratando de proteger a su familia para que este tipo de informaciones no emergieran ya que le hubiera encantado que estas cosas no hubieran sucedido, pero le ha sido imposible paralizarlo por más tiempo, y eso ha motivado que ahora Belén esté enfadada.