Si hay algo que Belén quiere este año es pasar página de los problemas que venía arrastrando desde hace años con ciertas personas, ya que esto le proporcionará calma y paz, que es lo que necesita la madrileña.

Por lo que si de verdad desea algo es, deshacerse de todo lo que la vincule a su ex representante Toño Sanchís, con quién tuvo un procedimiento judicial al darse cuenta de que llevaba años detrayendo fondos de la madrileña para quedárselos él.

El plan infalible de Belén Esteban

Ver esta publicación en Instagram

Mañana únicamente en @semana_revista podréis ver el estado en el que ha quedado la casa🏠🏠🏠

Una publicación compartida de Belén Esteban (@belenestebanmenendez) el

Así que, en cuanto terminó el confinamiento decretado por el Gobierno, lo primero que hizo Belén fue ponerse manos a la obra para zanjar ese tema, ya que a principios de este año, el Juzgado le dio la razón y ella acabó siendo propietaria de la vivienda familiar de Sanchís, así que tenía que ver qué iba a hacer con ella.

Después de meditarlo, convino junto a Andreíta Janeiro y Miguel Marcos que la mejor opción era, realizar unos arreglos a la casa y después ponerla a la venta.

Para ello, La Princesa del Pueblo va a invertir unos 50.000 € ya que su anterior dueño la dejó en pésimo estado de conservación (heces de animal, comida pudriéndose, grafitis, …) y las obras ya han dado comienzo, de lo que se encargará una empresa especializada del sector de la construcción.

Esteban no quiere perder ni un céntimo del dinero invertido, por lo que el precio de venta de la casa rondará los 700.000 €, y le ha puesto como meta a la agencia intermediaria de la venta que se produzca en menos de un mes.

Aunque es un plazo un tanto corto, tienen la esperanza de que todo el proceso de las obras y la venta les lleve los 30 días que la ex gran hermana prevé, pues la casa está en un barrio residencial exclusivo de lujo y con los cambios que están efectuando ha mejorado mucho.

Belen Esteban
Fuente: Telecinco

Aparte de las evidentes ganancias económicas que obtendrían con su venta, lo que más incita a la familia a que todo acabe cuanto antes es el que, los familiares de Esteban están cansados de las discusiones entre ésta y Toño, por lo que cuanto antes cierren este capítulo antes estarán tranquilos.